«

»

Nov 24

TRES CLAVES PARA EL ÉXITO

La calidad y la cantidad de los servicios prestados así como el espíritu de la persona que los presta, determinan en gran medida la remuneración y la duración del empleo (o negocio) de la persona que lo desempeña.

Napoleón Hill en artículo de Bernardo Perles
Con estas palabras Napoleón Hill (autor de “Piense y hágase rico”, “Las claves del éxito”, etc.) nos marcaba las claves de lo que se ha denominado CCE.
¿Qué es el CCE y por qué se debe aplicar?
Como se intuye en el párrafo que da inicio a este artículo hay tres valores determinantes en el éxito de las personas que se dedican a la comercialización de productos o servicios, sea cual sea el sistema de distribución que empleen.

1- La Calidad del servicio.
Cuando realizamos una actividad una de las principales causas por las que somos recordados es la calidad con la que la hemos desempeñado.
CALIDADEsto se refiere a realizar cada tarea de forma minuciosa, dedicándole el tiempo necesario y los esfuerzos precisos para que nuestros clientes (patrocinados o prospectos) queden satisfechos y contentos con los servicios recibidos, ya sea una formación, una venta de productos o la explicación de una oportunidad de negocio, nos debemos exigir a nosotros mismos ofrecer calidad, no ofrecer productos ni servicios que se puedan volver en nuestra contra y evitar que el recuerdo que se quede sobre nosotros nos cierre las puertas para realizar futuros negocios.
En definitiva, no se trata simplemente de realizar nuestro trabajo y ofrecer nuestros servicios, ya que eso lo hacen muchos competidores, tenemos que dar algo más, marcar ese carácter diferencial que haga que la persona con la que quieran adquirir un producto o desarrollar un negocio seamos nosotros y no otro competidor con ofrecimientos similares a los nuestros.

2. La Cantidad del servicio.
Una de las cosas que debemos tener en cuenta es dimensionar la cantidad del servicio que vamos a ofrecer y saber estructurarlo adecuadamente para, ni saturar, ni sobre vender, ni quedarnos a medias. Tener la medida justa y proporcionada a las necesidades del momento determinará que nuestros servicios sean requeridos medircada vez que haya una necesidad enfocada a lo que nosotros ofrezcamos, ya que sabemos ofrecer lo que se necesita en cada momento y sabemos adaptarnos a los tiempos que requiere cada servicio.
Por ejemplo:
Si ofrecemos formación en un área o negocio concreto, una de las cosas que debemos contemplar es que no por más hablar se nos va a entender mejor, primero debemos trazar una estructura de la formación y adaptarla al perfil de la persona o personas a las que nos dirigimos, si existen diferentes perfiles podemos ofrecer un trato personalizado uno a uno invitando de este modo a que contacten con nosotros y de ese modo determinar el progreso que individualmente los candidatos están dispuestos a asumir.
No podemos dirigir la misma acción a intereses diferentes, por lo que dimensionar los contenidos y segmentar o filtrar los intereses, es determinante para no sobre saturar de información a quien no tiene interés en ella.

3. El espíritu de servicio.
Hay que transmitir una conducta agradable y armoniosa. Según Napoleón, “La conducta, o el espíritu con que usted preste el servicio, es un fuerte factor de determinación relacionado tanto con la remuneración que usted recibe como con la duración del empleo”.
Traducido al mundo del MLM lo podemos identificar como que sin dedicación y entrega a los demás no podemos esperar una respuesta de respeto y mantenimiento del liderazgo, ya que este es un sector en el que las tres claves que Napoleón Hill nos indica CCE para obtener éxito en la tarea que realicemos son de aplicación diaria.
Actitud_positiva_happy_face-300x258Una conducta agradable y correcta hace que el cliente ( patrocinado, o prospecto) se sienta más satisfecho, cómodo y seguro con nuestros servicios.
¿Te imaginas a una persona sin ningún conocimiento de MLM, sin preocupación en la calidad del servicio que ofrece y con mal carácter, dirigiendo una estructura de MLM o venta directa?, Yo no.

Si quieres profundizar más sigue este link: www.bernardoperles.es/trabaja-conmigo/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>